Àrea de Dret Internacional Privat – UAB

febrero 9, 2008

Aplicación del artículo 6(1) del reglamento nº 44/2001 a los contratos de trabajo

Filed under: Jurisprudencia.Novedades — adipr @ 6:26 am

La Cour de Cassation de Francia ha solicitado al Tribunal de Justicia que se pronuncie sobre la cuestión de saber si la sección 5 del reglamento nº 44/2001, relativa a los contratos de trabajos, contiene “de forma exhaustiva y exclusiva” las reglas de competencia correspondientes a este tipo de contratos, o, si, al contrario, estas reglas se puede completar con la regla de competencia especial establecida en el artículo 6 (1).

En sus conclusions del 17 de enero de 2008, el Abogado general Poiares Maduro empieza con el análisis de la aplicabilidad del artículo 6(1) en materia de contratos individuales de trabajo. Poiares Maduro da una respuesta positiva, “aunque, a primera vista, la interpretación literal de la sección 5 relativa al contrato de trabajo parezca oponerse a ello” (para. 15). Las razones en apoyo de esta respuesta:

a) hay que tomar en cuenta el alcance teleológico y contextual del reglamento nº 44/2001: en el contexto del Convenio de Bruselas, como no había una sección específica relativa a los contratos de trabajo, a éstos se les aplicaban las reglas de competencia que el convenío establecía, incluso el articulo 6(1). El reglamento nº 44/2001 “se inscribe en la continuidad y no rompe con las reglas establecidas por el Convenio” y coresponde a la voluntad de sus autores.

b) el artículo 6 (1) no constituye una excepción a las reglas de competencia relativas a los contratos individuales de trabajo, sino un complemento a las disposiciones que tratan sobre ellos (para. 19).

A continuación, el Abogado General analiza los requisitos específicos de aplicación del artículo 6(1). Asimismo, la aplicación del artículo 6(1) requiere “la existencia de una conexión entre las demandas capaz de garantizar que el órgano jurisdiccional que conozca del asunto, cualquiera que sea, tenga una relación estrecha con ese asunto” (para. 31).

Para apreciar dicha conexión, el Abogado General, citando la jurisprudencia Pugliese (C-437/00), enumera algunos criterios: el hecho de que la celebración del segundo contrato estuviera prevista cuando se firmó el primero, el hecho de que el primer contrato se modificara habida cuenta de la celebración del segundo, el hecho de que exista un vínculo orgánico o económico entre ambos empresarios, el hecho de que exista un acuerdo entre los dos empresarios por el que se establece un marco para la coexistencia de los dos contratos, el hecho de que el primer empresario conserve una facultad de dirección sobre el trabajador, o el hecho de que el primer empresario pueda decidir respecto a la duración de la actividad del trabajador para el segundo empresario.

Raluca Ionescu

Dejar un comentario »

Aún no hay comentarios.

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: